Publicidad

La huida de Héctor ‘Niño Guerrero, cabecilla de la sanguinaria organización criminal Tren de Aragua, de la cárcel del Tocorón, tras una repentina intervención policial, ha generado preocupación en países de América Latina como Perú, Colombia y Chile, hacia donde la banda internacional extendió sus tentáculos.

El último 20 de septiembre, el Gobierno de Venezuela ejecutó una operación militar, con más de 11.000 policías y militares, para desarticular bandas criminales que operaban desde el Tocorón. El resultado dejó más dudas que certezas.

El Ministerio de Interior y Justicia del país caribeño afirmó que se había “desmantelado totalmente” al Tren de Aragua y que se tenía el “control total del penal”. Sin embargo, las alertas se encendieron cuando se confirmó que el cabecilla había escapado por un túnel, motivo por el que se ofrecía una recompensa.

El Tren de Aragua en Perú y América Latina

El Tren de Aragua se originó como un sindicato de construcción de una obra inconclusa en Venezuela hace 15 años, tiempo que le bastó para extenderse por América Latina. Según la investigación de la periodista Ronna Rísquez, la organización criminal ejecuta delitos como la extorsión, el sicariato, narcotráfico, trata de personas, explotación sexual, entre otras.

“Ellos se dieron cuenta de que la manera de sobrevivir era buscar rentas en otros países, porque Venezuela estaba quebrada. Una de las habilidades del Tren de Aragua es haber identificado rápidamente lo que pudiésemos llamar oportunidades de negocios criminales”, explicó Rísquez a El País.

Una tajada de las ganancias —Rísquez estima que recaudan cerca de 15 millones de dólares al año en un cálculo que considera “conservador”— se dirigían al Tocorón, donde se encontraba Guerrero, sentenciado a 17 años de prisión.

Dentro de la cárcel del Tocorón se descubrieron suites de lujo, piscinas, canchas deportivas, restaurantes, discotecas e incluso un zoológico. Rísquez afirma que observó con incredulidad que la prisión era resguardada por los mismos presos armados.

“La vida era más agradable y segura en la prisión que en la calle”, dijo a la agencia AFP bajo condición de anonimato la esposa de un exrecluso trasladado a otro centro penal.

¿Por qué afirman que ‘Niño Guerrero’ podría estar en Perú?

Pese a que el Gobierno venezolano aún no ha informado si Guerrero salió del país caribeño, se ha especulado que podría fugar a países donde la banda delictiva tiene influencia, según señaló Latina, citando a periodistas venezolanos.

Ante ello, la Policía Nacional del Perú (PNP) ha desplegado equipos de inteligencia para vigilar la frontera norte del país e impedir un eventual ingreso de ‘Niño’ Guerrero.

“La acción y reacción es inmediata, tenemos equipos de inteligencia, equipos de fotografías, allá en la zona de frontera, de tal manera que podamos advertir cualquier movimiento extraño que pueda impedir el ingreso de este sujeto”, declaró el comandante general de la PNP, general Jorge Angulo, a Radio Nacional.

La influencia del Tren de Aragua se ha confirmado con la publicación de unos audios en los que queda en evidencia que el venezolano Héctor Prieto, alias ‘Mamut’, jefe de la facción en Perú, sigue dirigiendo a la red delictiva desde su prisión en el penal de máxima seguridad de Challapalca.

Asimismo, el ministro del Interior de Perú, Vicente Romero, confirmó que han redoblado las labores de vigilancia e inteligencia policial para prever la posibilidad de que intente ingresar al país el líder de esta organización, que también tiene grupos activos en Colombia, Ecuador, Bolivia y Chile.

Con información de EFE y AFP.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *